loader image

Victoria Cargo Transportes

Aunque cayó 28% en mayo, mejora perspectiva de inversión extranjera

Pese a que la inversión extranjera directa en Colombia al cierre de mayo de 2021 fue de US$2.752,8 millones, lo que representó una disminución del 28,05% en comparación con el mismo periodo de 2020, cuando fue de US$3.826 millones, los mercados esperan que esta situación se revierta con la reactivación económica del país.

En términos netos, la caída de la inversión extranjera fue de US$1.073,2 millones que no entraron a Colombia en mayo de 2021, a pesar de las medidas de recuperación económica que implementó el país y teniendo en cuenta el avance de la campaña de vacunación contra el coronavirus.

La cifra de inversión extranjera de mayo de este año es incluso inferior a la del mismo mes de 2019, cuando se ubicó en US$4.180,3 millones.

De acuerdo con el reporte del Emisor, la pandemia hizo que la inversión extranjera terminara 2020 en US$6.788 millones, cifra inferior en 35,13% a la registrada en 2019, cuando fue de US$10.465 millones.

A pesar del incremento de los precios del petróleo vistos a inicios de 2021, la inversión extranjera en este tipo de combustibles siguió bajando en mayo.

Sostiene la información oficial, que la inversión extranjera en este rubro fue de US$1.891,6 millones, lo que representó una disminución del 15,11% en comparación con el mismo mes de 2020, cuando la inversión en petróleo fue de US$2.228,3 millones.

Optimismo

En este mismo sentido, el optimismo de los inversionistas internacionales ha impulsado los precios del petróleo, tanto el Brent como el WTI, que han alcanzado valores vistos antes de la pandemia. De hecho, el Brent (que es el que usa Colombia para sus cuentas fiscales) se negocia por encima de US$72 por barril, mientras que el WTI pasa de los US$70 por barril.

Fue tal el impacto de la pandemia del coronavirus en los precios del petróleo en 2020 que estos tocaron mínimos durante el primer semestre del año. Debido a lo anterior, la inversión extranjera en minería, petróleo e hidrocarburos cayó 42,79 % el año pasado y se ubicó en US$3.923,3 millones.

Asimismo, el Banco de la República indicó que uno de los rubros en los que más cayó la inversión extranjera en Colombia durante mayo de este año fue el de otros sectores (como la agricultura), pues este bajó de US$1.597,8 millones en 2020 a US$861,2 millones (-46,1 %).

Esta disminución en la inversión se dio por la afectación a la confianza que generaron las nuevas medidas de aislamiento implementadas en distintas ciudades como Bogotá, Medellín y Cali, así como los bloqueos y problemas generados por el paro nacional que se extendió más un mes.

Por otra parte, en mayo llegaron al país US$953,9 millones de inversiones de portafolio, que contrastan con la salida de US$1.234,9 millones de inversiones de este tipo en el mismo mes de 2020.

Salidas

De igual manera, el Banco de la República informó que US$427,7 millones salieron de Colombia durante mayo por concepto de inversión colombiana en el exterior, cifra inferior a la de hace un año, cuando salieron del país US$1.234,9 millones.

Se espera que, con las medidas de reactivación económica, pero sobre todo con la campaña de vacunación contra el coronavirus en todo el territorio nacional, la confianza tanto de los inversionistas como de los consumidores empiece a repuntar y se incremente la inversión extranjera que llegue al país en los próximos meses. Sin embargo, hay incertidumbre sobre el efecto que el paro nacional pueda tener en la confianza inversionista.

Servicios

De otro lado, y a pesar de estos resultados de la inversión extranjera en mayo, al país se le abren muchas oportunidades para que lleguen más empresarios. Precisamente, para Camilo Sánchez, presidente de la Asociación Nacional de Empresas de Servicios Públicos y Comunicaciones de Colombia (Andesco), la llegada de nuevos actores expertos en energías limpias generará una mayor inversión extranjera en el país.

Sánchez precisó, además, que las nuevas compañías vendrán a acompañar a las empresas que ya están trabajando y desarrollando la industria. “Es que no nos hemos dado cuenta que tenemos unos monstruos gigantescos en el país. Son grandes empresas que han generado una industria impresionante como: el Grupo Energía Bogotá, Acueducto de Bogotá, Promigas, EPM, Vanti, entre otras”.

Añadió que “todas estas compañías están haciendo un esfuerzo muy importante y han crecido de manera contundente pese a las dificultades de la pandemia y el paro nacional”.

Entre tanto, Sánchez señaló que, seguramente, entrarán en el terreno de juego varias firmas expertas en otros campos como con el hidrógeno verde y azul.

El directivo asegura que «llegarán al país compañías de Japón o Francia, de otros sectores, regiones y otras partes del mundo donde no se puedan generar directamente estos recursos (como el hidrógeno) y escogen a Colombia por el potencial enorme que tiene no solo por sus políticas e iniciativas, sino por su privilegiada posición geográfica para generar nuevas fuentes de energía”, manifestó el líder gremial.

Un ejemplo de esas compañías que mencionó el presidente de Andesco es Enel, que en el panel “Servicios diversos, visiones conjuntas”, destacó la forma en la que las empresas de servicios públicos pueden contribuir a la reactivación económica y el crecimiento nacional.

Por otra parte, la activación de los aeropuertos en Boyacá, en medio de la contingencia provocada por el paro nacional, ha despertado las necesidades aéreas que tiene el departamento, y se proyecta al sector aeronáutico de la región como un foco de inversión y desarrollo a corto y largo plazo.

El director de Inversión y Comercialización del departamento de Boyacá, Alejandro Mejía, dijo que “estamos muy contentos desde la gobernación de Boyacá por los resultados que se han tenido en esta gestión de conectividad aérea que tanto le hacía falta al departamento, y en este momento ya contamos con una pista de aviación regular como lo es la pista del aeropuerto de Paipa, con una inversión cercana a los $20 mil millones por parte de la Aerocivil para su ampliación, y ya tenemos interés de varias aerolíneas, de las que hacen presencia a nivel nacional como Satena, quienes se quieren acercar a Boyacá para validar el tema de la operación regular en Boyacá, lo que precisamente no tenía antes el departamento”.

Agregó que “no solamente el aeropuerto de Paipa está siendo objeto de inversión: “también contamos con el aeropuerto de el municipio de El Espino, que en este momento está operando irregularmente con aeronaves pequeñas de hasta 12 pasajeros, un aeropuerto del norte de Boyacá, muy cerca al Nevado de El Cocuy, uno de nuestros mayores atractivos turísticos y naturales”, explicó Mejía.

La idea es llamar la atención de esos fondos, bancas de inversión, y multinacionales que son líderes en el mundo, para que inviertan en esta región de Colombia.

Los chinos en Boyacá

El director de inversión y comercialización departamental de Boyacá, Alejandro Mejía, dijo que “tenemos una empresa inversionista China, Powerchina, reconocida en construcción de grandes acciones, se concentran en aeropuertos, en edificios de gran tamaño, represas hidroeléctricas, y pues han fijado sus ojos en el aeropuerto de Sogamoso (Boyacá), que opera carga y transporte de pasajeros actualmente en medio de la contingencia que generaron los bloqueos del paro nacional”.

Puntualizó que estos inversionistas chinos, “quieren venir, conocer el proyecto de este puerto aéreo, quieren vincularse, y quieren invertir; qué es lo positivo, que esta empresa china, se encargaría de inyectar a este aeropuerto una gran inversión para que crezca, se encargarían de operarlo, y así, vemos cómo el departamento de Boyacá comienza a ganar terreno en esa comunidad internacional que llamamos, que se compone de comercio exterior, de atracción de inversión, y paso a paso, vamos abriéndonos espacios comerciales muy importantes”.

Archivo Original:

Redacción: El Nuevo Siglo

Imágenes: Archivo El Nuevo Siglo

Deja un comentario